A&EXTRAS

El misterioso caso de “Los Niños Verdes”

Muchas son las historias que circulan, y van pasando de boca en boca, de generación en generación, hasta que su origen se pierde y ya no podemos saber si son ciertas o puros inventos. 

 

Una de estas narraciones, es la de los llamados “niños verdes”. Lo más curioso es que la misma historia es contada en dos países y culturas completamente diferentes. En España se la conoce como “los niños verdes de Banjos”; en Inglaterra, como “los niños verdes de Woolpit”

 

Los dos relatos se remontan a 1887, cuando de la nada, aparecieron un par de niños perdidos. Hablaban un idioma desconocido y, lo más raro de todo: tenían la piel verde. Los llevaron a una casa y les ofrecieron comida, pero no aceptaban nada. El varón murió poco tiempo después y la niña aceptó comer sólo frijoles y verduras crudas, pudiendo sobrevivir. 

 

Cinco años después ya hablaba el idioma local y su piel era de color normal. En cuanto supo cómo, contó de donde venía, pero esto sólo hizo el misterio más grande: habían llegado de “una tierra sin sol”, donde la gente era verde y vivía en un crepúsculo eterno. Ella y su hermano “fueron empujados por algo” -en la historia española- y “siguieron un sonido de campanas, por curiosidad” -en la narración inglesa- y así llegaron a una cueva. Del otro lado vieron la luz de nuestro mundo y la siguieron. La niña finalmente murió y la posibilidad de resolver el misterio, se fue con ella

 

Algunas teorías hablan de una “cuarta dimensión”, experimentos científicos bajo tierra, una “anti” dimensión bajo tierra, etc. Algunos historiadores creen que la leyenda nació cuando un conde, tutor de dos niños, los envenenó con arsénico para heredar sus bienes, pero estos no murieron. El arsénico podría explicar la piel verde y la confusión, pero no el idioma extraño o la loca historia que contaba la niña, por lo que el misterio subsiste.

No te pierdas los episódios de NIÑOS PSÍQUICOS.


Fuente: mundoesotericoparanormal.com
Imagen: Shutterstock.com